La Nutrición es uno de los pilares básicos y a la vez uno de los aspectos más importantes que afectan a la salud de cualquier ser vivo. Podemos decir que una alimentación equilibrada y de alta calidad es el fundamento del bienestar general.

Todos conocemos el dicho “eres lo que comes”, por eso una dieta variada de alimentos frescos no es sólo una elección de salud para nosotros sino también lo es para nuestros animales de compañía

La nutrición se puede utilizar como prevención pero también como tratamiento en muchas enfermedades.

Cada día en nuestro Hospital evidenciamos diferencias entre animales que se alimentan con dietas altamente procesadas y aquellos que reciben una dieta equilibrada compuesta por alimentos frescos. Muchas enfermedades crónicas como infecciones de oídos, problemas de piel o artritis pueden mejorar enormemente solamente cambiando de una dieta procesada a una dieta fresca sin la necesidad de utilizar medicación.

No existe una “dieta mágica” que sirva para todos los pacientes y todas las situaciones, por eso un veterinario holístico deberá trabajar con el propietario para determinar qué dieta es la más adecuada para su mascota y su forma de vida.

“Cuando tratemos una enfermedad, el primer paso debería ser la terapia de la dieta y sólo cuando ésta no sea suficiente… utilizar los medicamentos”
–  Sun Si Miao